Estás programado para el éxito o el fracaso. Las claves del éxito

¿Alguna vez te has preguntado por qué algunas personas lo tienen todo? No tiene nada que ver con la suerte y todo con la forma en que te criaron. En el siguiente video averiguaras si tú has sido programado para el éxito o el fracaso, comencemos.

A lo largo de nuestra vida, solemos encontrarnos con personas que parecieran tener todo lo que necesitan para ser exitosos, como si hubiesen nacido para ello, son apreciados por su entorno, son económicamente estables y muy atractivos, pero lo que mas destaca es su radiante sentido de confianza en si mismos donde quiera que estén.

Es casi como si tuvieran una cierta «presencia» que emite vibraciones positivas.

Sin embargo, no todos son tan afortunados. Hay personas que se enfrentan a una baja autoestima, luchan por mantener relaciones positivas y, a menudo, sienten resentimiento hacia las personas que están mejor que ellos.

Entonces, ¿cuál es la diferencia? ¿Cómo puede una persona ser tan increíblemente exitosa mientras otra persona lucha constantemente para sobrevivir?.

La respuesta se encuentra en lo que yo llamo su «estilo de vida invisible». Tu estilo de vida invisible es lo que te convirtió en la persona que eres hoy. Fuiste literalmente «programado» con los hábitos y creencias que sigues hoy o te niegas a seguir.

¿Quiénes fueron los programadores?.

Tus propios padres o quienes te criaron.

Es verdad. Sin saberlo, sus padres te «programaron» para que te convirtieras en la persona que eres hoy. La razón por la que digo ‘sin saberlo’ es porque tus padres te criaron lo mejor que pudieron en función de cómo ellos fueron criados.

Debido al «cableado cerebral» de tus programadores originales, o sea tus padres, como adulto, estás duplicando la forma en que vivían cuando eras joven.

Por ejemplo, digamos que te criaste en un hogar donde tus padres siempre estuvieron allí para ti. Se interesaron y te alentaron en todo lo que perseguías.

Creciste viendo a tus padres trabajar duro todos los días, interesarse en ti y tratarte con respeto. Como resultado, creciste para tener una carrera exitosa y un matrimonio feliz porque trabajaste duro y trataste a tu cónyuge con respeto … al igual que tus padres.

Ahora veamos otro escenario …

Imagina una vida en la que creciste en un hogar negligente. Tus padres nunca te animaron ni se interesaron en nada de lo que hiciste … NUNCA.

Tu padre tenía una perspectiva negativa de la vida debido a su infancia traumática, así que todo lo que sabía hacer era criarte de la misma manera que su padre lo crio.

Como resultado, creciste con una perspectiva negativa de la vida (al igual que tu padre), y tienes baja autoestima porque nadie se tomó el tiempo para alentarte e interesarte por ti cuando eras niño.

¿Es tu culpa? ¡NO! ¡Por supuesto no!

No pediste ser tratado de esa manera en la casa de tus padres. Esa es la «mano» que recibiste en la vida y ahora, como adulto, estás viviendo las consecuencias.

En estos dos escenarios, estás viviendo lo que yo llamo el «Estilo de vida invisible P», donde P significa Pasivo.

«Lo que no notaste que tus padres hacían cuando eras niño, lo estás reproduciendo fielmente hoy, y no tienes idea de que lo estás haciendo».

Pero hay una excepción a este fenómeno …

Digamos que creciste en un barrio malo con un padre alcohólico. Dondequiera que miraras, viste pobreza, crimen y desesperanza. Cuando eras niño, no podías esperar para mudarte de la casa. Viste el estilo de vida de tus padres y estabas DETERMINADO no solo a tener éxito, sino a OLVIDAR ESE ESTILO DE VIDA.

Mientras crecías, tomaste los pasos necesarios para pasar a la escuela y como adulto; tienes una imagen positiva de ti mismo y haces todo lo que está a tu alcance para mantenerte financieramente estable.

Esto se conoce como estilo de vida invisible A, donde A significa Activo.

«Lo que no podías soportar que tus padres hicieran cuando creciste; hoy no tolerarás en tus relaciones».

Quienes adoptan el estilo de vida «Activo», lo hacen desafiando los valores de su familia. El estilo de vida Activo puede crear a la «oveja negra de la familia» y eso se aplica a familias muy problemáticas o muy exitosas.

El estilo de vida invisible Activo ha tenido lugar cuando un niño o niña del centro de la ciudad sigue una carrera exitosa como abogado mientras cada uno de sus hermanos termina en la cárcel. Por otro lado, un niño de una familia acomodada podría ir en contra de los valores de sus padres gastando imprudentemente y eventualmente declarándose en bancarrota como adulto.

Ahora no te estoy diciendo que coloques la culpa a tus padres. Tus padres te criaron en base a todo lo que sabían en ese momento. Es todo lo que sabían. No es su culpa …

La clave es comprender y aceptar el hecho de que los valores negativos que absorbiste de tus padres (es decir, miedo al fracaso, baja autoestima, celos, etcétera) son programas literalmente «conectados» a tu cerebro.

Y si tienes suficiente descontento con estos, es muy posible cambiar esa programación en tu vida adulta.

Pero simplemente saber esto no es suficiente.

Debes encontrar estos programas y aprender a «desmantelarlos». En otras palabras, necesitas saber qué hacer y cómo hacerlo, especialmente si estos programas parecen dictar tu comportamiento.

¿Haces cosas una y otra vez que otras personas podrían llamar «auto sabotaje»?

¿Te atrae cierto tipo de persona con la que sabes que no deberías estar cerca, pero no puedes evitar sentirte atraído?

La fuente de este comportamiento es uno o dos programas negativos de tu infancia.

Estos programas evitarán que tu (o tus seres queridos) tengan una vida mejor.

Si tus padres te programaron con algunos valores negativos que te están causando problemas en tu vida hoy … NO es tu culpa … pero es tu responsabilidad hacer algo al respecto.

Puede comenzar pensando en cómo cada situación en tu vida actual se ve directamente afectada por tu estilo de vida invisible.

Cuanto más discutas los recuerdos de tu infancia de cómo eran las cosas, más te darás cuenta conscientemente de ellos y más fácil será «desmantelarlos».

Durante toda una vida, la mayoría de las personas no establecerán la conexión entre su comportamiento como adultos y cómo vivieron sus padres durante su infancia.

Aceptarán los valores de sus padres sin cuestionar nada, sin saber nunca la razón REAL por la que continúan cometiendo los mismos errores una y otra vez.

Pero ahora tu ya sabes más que eso. No vivas tu vida con los ojos vendados. Crea un futuro mejor identificando primero y luego eliminando los valores de tus padres que hoy te causan problemas.

Ahora te toca a ti, coméntanos acá abajo si has identificado esos valores que tus padres te han heredado y que pueden estar afectando a tu futuro, escríbenos en la caja de comentarios.